Despierta Como Empresario

Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en pinterest
Pinterest

Ser y hacer…

Además de las capacidades administrativas que tienen los directivos y gerentes, en Infocus buscamos “despertar” directores. La inercia del día a día, la forma “en que siempre se han hecho las cosas”, las indicaciones que tenemos y nuestra experiencia nos orillan a actuar de una determinada manera a la hora de solucionar los problemas. Sin embargo hemos visto que cuando las posibilidades aumentan los directores suelen tener un despertar, una inyección de ánimo y trabajo al darse cuenta que los problemas que los tenían limitados en ese momento son sencillos de solucionar.

El despertar que hemos observado responde a la pérdida de los paradigmas que rigen nuestra estructura mental. Puede parecer algo obvio e incluso banal pero a veces darnos cuenta de las posibilidades nos ayuda a pensar en grande. Incluso a nosotros, como consultores, nos sucede de repente. Pensamos en nuestra experiencia con las empresas que hemos trabajado, en nuestros conocimientos tácticos y dejamos al lado la imaginación y nuestra propia capacidad de resolver problemas.

El despertar como director es la capacidad de atreverse a más, de pensar fuera de la caja, de entender los números y las variables que afectan cada uno de los indicadores. Si conocemos la cadena de hechos que llevan a un aumento o a una disminución de la utilidad podremos afectar de manera directa nuestros resultados. Si conocemos el proceso de atención a cliente e identificamos los puntos claves podremos ser muy creativos e inventivos para la mejora de los procesos. Es el conocimiento exhaustivo del presente es lo que nos puede dar las herramientas para salirnos de la caja pero también es el salirnos de la caja lo que nos puede ayudar a cambiar las cosas. Hay que despertar nuestro instinto directivo, pensar en grande, analizar cada dato, medir lo importante y actuar como director. Siempre.

Te puede interesar:

Guía Rápida

Segunda Oportunidad

¿Cuántas oportunidades tenemos?, ¿cuántos chances debemos darles a nuestros colaboradores? Siempre es difícil aceptar los errores de los demás; sin embargo las

Pluma Invitada

La persona en el momento adecuado

Nos dicen que busquemos el talento según su perfil (edad, profesión, experiencia), según lo adecuado de la persona al puesto, según sus

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Descubre como podemos ayudarte

Déjanos tus datos y uno de nuestros consultores te contactará para calibrar la necesidad actual de tu empresa.

Recibe una idea cada semana